La familia

¿ A qué edad una crece? Es decir, cuándo empieza a hacerse cargo de su vida? En qué momento dejamos de "reclamar" a nuestros padres por las circunstancias, hechos, actitudes que vivió cuando era niña o adolescente?

Estos interrogantes surgieron en una charla con amigos: Uno de ellos, treintañero, se sentía dolido por una decisión de su padre.

En un curso le escuché decir a la profesora que lo dictaba: todavía hay escuelas en las cuales los docentes creen que el modelo de la familia es la lámina de la Revista La Obra (vieja revista educativa que compraban las maestras para obtener material para sus clases): El padre sentado leyendo en el sillón, la madre tejiendo, y los hijos: una niña y un varón, jugando.

Durante mucho tiempo, yo quise que mi familia fuera esa familia "perfecta" de la Revista La Obra. No lo fue.

Mis padres se separaron hace casi tres años, después de 43 años de matrimonio. Fue difícil para mí, a pesar de mi adultez, aceptar esa situación.

Las familias han cambiado, lo hablamos en la cátedra de Transformaciones Culturales, y creo que también en la de Sociología. Una vez leí: no hay una sola manera de ser humanos. En consecuencia, podría pensarse, que no hay una sola manera de relacionarse con nuestra familia.

Quizás se trate de "abrir la cabeza" y aceptar la realidad que nos toca vivir, entendiendo que si hay respeto por el otro, cada uno tiene derecho a tomar sus propias decisiones, y nuestra única responsabilidad, si queremos crecer, es hacernos cargo de las nuestras.

1 comentario:

  1. Silvi creo que has dicho cosas muy ciertas. Aunque creo que a uno le cuesta mucho aceptar maneras distintas de ser. Creo que fuimos educados para la convencionalidad, gran error.
    Pese a todo, la vida es la oportunidad de crecer y conocer nuevas formas y entender que realmente a veces nuestras verdades son muy chiquitas, recortadas, parciales.
    Supongo que todo lo que rompe con las estructuras establecidas en nosotros, nos causa un gran dolor. Pero tengo la esperanza que nos deje miradas más amplias de la realidad y eso nos acerque a nuevas instancias de certezas.

    un beso y siempre es un placer andar por acá.

    ResponderEliminar

Este blog tiene moderación de comentarios. En breve, aparecerá publicado. Gracias por tu visita.